ELUL 5782: Explosión de trompeta

Elul es el dominó que desencadenará el comienzo de una serie de eventos impactantes a escala global. Es la puerta de entrada al año nuevo, un año nuevo especial accionará el nuevo ciclo de 7 años y finalizará en el próximo año Shemita (sabático). Es un mes de increíble expectativa, introspección, preparación personal y superación. Fue el primer día de Elul cuando Moisés subió al monte Sinaí por segunda vez y estuvo allí durante 40 días y 40 noches. Allí intercedió por los pecados por Israel y recibió el perdón y las tablas de los diez mandamientos, por segunda vez. El tiempo de YHWH es perfecto, si contamos desde el primer día de Elul hasta Yom Kipur (Día de la Expiación) son exactamente 40 días, coincidiendo con el tiempo en que Moisés estuvo en el Monte Sinaí.

hombre tocando un shofar

El día 30 que es el último día de Elul, celebramos Yom Teruah (La Fiesta de las Trompetas) también conocida en la actualidad como Rosh Hashaná (desde la noche del 25 al 26 de septiembre) y marca el comienzo del Año Nuevo. Recuerda que este no es un año nuevo cualquiera, es el final del año Shemita que a su vez, marca el comienzo de un ciclo bíblico de 7 años. Un ciclo completamente nuevo, un cambio global importante en lo natural y en el Espíritu. Rosh Hashanah es seguido por diez días llamados: "Los 10 días de Terror"que finalizarán el día 40 con la celebración de Yom Kippur (El Día de la Expiación). Yom Kippur es el día en el que Dios perdonó a Israel por la adoración al becerro de oro y se restauró su pacto con Él. Estos primeros 30 días (Elul) no deben ser tomados a la ligera. Durante este mes veremos y escucharemos que alrededor del mundo saldrá a la luz aquello que las tinieblas han tratado de esconder se hará justicia escala global.

señal para volver atrás

Este es un mes de Teshuvá, esta palabra hebrea que significa "Volver a Dios". Es un tiempo para que cada uno de nosotros tomemos la luz y alumbremos nuestro interior, preguntémonos qué está paralizando nuestra relación personal y como cuerpo del Mesías, afectando nuestro caminar con Adonai. Debemos localizar el problema y exponerlo para terminar con eso para siempre. El orgullo, específicamente es el obstáculo que debemos derribar durante este mes ya que se interpone en nuestro camino hacia el verdadero arrepentimiento. Lo mismo ocurre a nivel regional, en nuestros pueblos, ciudades y naciones. En la mente greco-romana siempre hemos entendido que arrepentimiento era alejarnos del pecado, convirtiéndolo en el foco central pero en la mentalidad hebrea simplemente significa volver a Adonai (Teshuvá), siendo el Salvador nuestro enfoque central. El pecado y la muerte no son el enfoque, lo es Adonai y cuando hacemos esto los pecados se hacen evidentes y hacemos teshuvá. Yeshua limpia el pecado en un instante para que no haya ninguna separación entre nosotros y Él. El plan bíblico para este mes es asombroso,pero la parte práctica depende de nosotros.

Camino hacia la restauración

Hay tres pasajes en las Escrituras que tuvieron lugar en el mes de Elul, en ellos podemos encontrar una hermosa ruta de cómo ser transformados y preparados, para así, limpiarnos de todo pecado que pueda haber en nuestras vidas, tanto de manera personal como a nivel nacional. Ezequiel 8 comienza en el quinto día de Elul, Adonai llevó al profeta en el Espíritu a presenciar la idolatría de los líderes y del pueblo de Jerusalén, ellos le habían dado la espalda adorando a dioses falsos. Adonai vio todo, de la misma manera Él ve todo lo que hacemos. En la historia de Ezequiel, en lugar de hacer teshuvá continuaron por el mal camino, siendo conscientes de ello. Al final, esto provocó la muerte o el exilio de todos ellos y la destrucción de las murallas de Jerusalén y el templo. Curiosamente, algo que a menudo se pasa por alto es que una de las razones por las que Adonai exilió a Judá y los llevó a Babilonia fue porque no guardaron el año Shemita. No permitieron que la tierra descansara cada 7 años, tal y como el Eterno les ordenó en Levítico 25: 1-5, ni tampoco condonaron las deudas en el año Shemita (Deuteronomio 15:1-11). Las consecuencias fueron catastróficas y Adonai sacó a los judíos de la tierra prometida por mano del rey Nabucodonosor. “para que se cumpliese la palabra de Jehová por boca de Jeremías, hasta que la tierra hubo gozado de reposo (Shemitas); porque todo el tiempo de su asolamiento reposó, hasta que los setenta años fueron cumplidos.” (2 Crónicas 36:21).

profeta jeremías

Como Elul es la culminación del año de Shemita, necesitamos preguntarle a Adonai si Él hará descansar la tierra de manera soberana. También es importante observar el patrón de las recesiones económicas mundiales y los colapsos que han habido en el año Shemita desde 1973, y preguntarse cómo afectaría a nuestro sistema financiero mundial si volviera a suceder, tal y cómo está designado. Lea más sobre esto AQUÍ

Esto plantea la pregunta: ¿Hay cosas en tu vida, viejos o nuevos hábitos que te están alejando de tu relación con el Padre, Yeshua y el Espíritu Santo? No importa lo que hayas hecho, cuando te arrepientes y vuelves al Padre, Él te espera con una túnica, un anillo y un banquete así como en la historia del hijo pródigo. Él está llorando por tu ausencia en Su mesa y se regocijará con tu regreso, no te castigará. A medida que todos pasamos por nuestro proceso de teshuvá durante este mes, también debemos acercarnos a nuestro prójimo y a aquellos a quienes Abba ponga en nuestro corazón para orar y hablar con ellos. ¡Toma acción! y anímate a salir de tu zona de confort, recordando que el miedo que sientes al decir que no te acerques a esa persona, ni ores por ella, no es por temor al Altísimo, sino que es el enemigo intentando que no desates la bendición y el mensaje que Adonai ha puesto en tu corazón. Asegurémonos de pisar al enemigo cada vez que intente interponerse entre nosotros y la teshuvá, así como cualquier alma que necesite a Yeshua, la salvación y la vida eterna.

Paso 2: El orden celestial

70 años después, cuando Judá comenzó a regresar del exilio de Babilonia, en el 1er día de (Elul) en Hageo 1, el Espíritu Santo reposó sobre el profeta y reprendió a los exiliados regresados que vivían en las ruinas de Jerusalén. Todos habían reconstruido sus propias casas y plantado sus campos, pero les faltaba todo. Pero ¿Por qué?, debido a que seguían diciéndose a sí mismos que todavía no era el tiempo de reconstruir el Templo, la casa de YHWH. Estaban tan preocupados por todo lo demás, que ni podían dedicar un tiempo para reconstruir el Templo. Había demasiado que hacer y faltaba el tiempo suficiente para hacerlo. ¿Te parece familiar?. "hoy iba a leer la biblia pero…" , "iba a ir a la iglesia, pero…" , "Iba a descansar en Shabat pero…" . Para los exiliados recién regresados fue una lucha solo el tener comida en la mesa, incluso después de trabajar durante largas horas. Había toda una generación que no sabía qué era la adoración, pero era el momento de romper con los viejos hábitos. “Meditad bien sobre vuestros caminos. Subid al monte, y traed madera, y reedificad la casa; (templo), y pondré en ella mi voluntad, y seré glorificado, ha dicho Adonai [aceptándolo como hecho para Mi gloria] (Hageo 1: 5,7-8). A diferencia que en el tiempo de Ezequiel, ellos escucharon, se arrepintieron y comenzaron a reconstruir el Templo juntos en el día 24 de Elul. Muy a menudo nos equivocamos en el orden y dejamos que nuestra atención se centre en lo que necesitamos para sobrevivir, en lugar de centrarnos en Aquel que es nuestro Proveedor. Yeshua cubrió esto excelentemente en Mateo 6:31-33, y si tan sólo siguiéramos este pasaje de las Escrituras, nuestras vidas serían radicalmente diferentes.

“No os afanéis,(perpetuamente inquietos, distraídos), pues, diciendo: ¿Qué comeremos, o qué beberemos, o qué vestiremos? Porque los [paganos] gentiles buscan todas estas cosas [pero no os preocupéis,]; pero vuestro Padre celestial sabe que tenéis necesidad de todas estas cosas. Mas buscad (apunten, esfuércense por) primeramente el reino de Dios y su justicia, [Su forma de hacer y ser rectos: la actitud y el carácter de Dios], y todas estas cosas os serán añadidas."

Yeshua nos está diciendo lo mismo que Hageo le estaba diciendo a la gente en Jerusalén. "Pongan bien el orden y todo lo demás será provisto". ¿Vives de acuerdo al orden mundano o al orden celestial?.

Paso 3: La desesperanza del enemigo

Terminada la construcción del Templo, Adonai envió a otro hombre a Jerusalén para completar la reconstrucción de Jerusalén, Nehemías. “Fue terminado, pues, el muro, el 25 del mes de Elul, en cincuenta y dos días. Y cuando lo oyeron todos nuestros enemigos, temieron todas las naciones [gentiles] que estaban alrededor de nosotros, y se sintieron humillados, y conocieron que por nuestro Dios había sido hecha esta obra” (Nehemías 6:15-16). Lo mismo ocurre con cada uno de nosotros, cuando protegemos la santidad del templo, es decir a nosotros que somos el templo del Espíritu Santo, hacemos que el enemigo a pierda toda esperanza de acceder a él para corromperlo. “Someteos, pues, a [la autoridad de] Dios; resistid al diablo [mantente firme contra él], y y huirá de vosotros" (Santiago 4:7). Observa de nuevo el orden. No dice: resistir al diablo y luego someterse a Dios, sino al revés.

Concéntrate en el Gran Yo Soy y cualquier cosa que no sea de Él será expulsada. Una vez que tenemos esto bajo control, lo único que el enemigo tratará de evitar es que evitemos llevar la restauración (Yeshúa/salvación) a otras ciudades en ruinas (personas no salvas y descarriadas). Nuestra capacidad de amar y bendecir a nuestros enemigos, de vivir y morir cada día por Yeshua, no será posible si el Rey de gloria no es el primero en vuestras vidas. Los muros reconstruidos de Jerusalén eran una evidencia para los enemigos de Judá que YHWH había perdonado a Su pueblo y que todavía eran Su pueblo y que Él estaba con ellos. Él está contigo y no te condena. Esta es la era de la gracia, así que si estás en un momento en el que sientes que hay brechas en tus muros y ellas te alejan de Adonai, ahora es el tiempo oportuno para identificar a los intrusos y echarlos. Es hora de reparar los agujeros, poner a los atalayas en los muros y guardianes en las puertas 24/7. Con una espada en una mano y un martillo en la otra haz huir al enemigo y repara la brecha.

CARAS COMO LEONES

La tribu de Elul es Gad. Si no sabes mucho sobre la tribu de Gad, pronto se convertirá en tu tribu favorita. “También de los de Gad huyeron y fueron a David, al lugar fuerte en el desierto, hombres de guerra muy valientes para pelear, diestros con escudo y pavés; sus rostros eran como rostros de leones, y eran ligeros como las gacelas sobre las montañas.” (1 Crónicas 12:8). Estos son el tipo de guerreros que quieres tener a tu lado, pero nunca tenerlos como enemigos. ¿Acaso el reino caído de las tinieblas ve a estos guerreros cuando mira al Cuerpo del Mesías?. Había una razón por la que Gad estaba tan preparado para la guerra y era muy simple. Nosotros como remanente global deberíamos a tomar en consideración los acontecimientos que suceden día a día. Cuando Jacob profetizó sobre Gad, dijo: “Gad, ejército lo acometerá; Mas él [Gad] acometerá al fin. [victoriosamente]” (Génesis 49:19). Jacob profetizó acerca Gad que cuando heredara su porción en la tierra prometida sería asaltado. Gad y sus descendentes no lo olvidaron. Sabían que Jacob había hablado de parte de Dios, así que hicieron lo que cualquier persona temerosa de Adonai haría, se prepararon y fortalecieron para enfrentar a aquellos que inevitablemente los atacarían cuando heredaran su tierra. Eran guerreros tan feroces que 1 Crónicas 12:14 dice que los hijos (descendientes) de Gad que se unieron a David en la fortaleza “Éstos fueron capitanes del ejército gadita. El menor de ellos valía por cien soldados, y el mayor de ellos valía por mil”.

caza de leones

La pregunta para el remanente global es esta: Gad sabía qué hacer cuando llegara el enemigo y cómo reaccionar pero ¿y nosotros?. Cuando el enemigo ataca, ¿sabemos qué hacer? o mejor aún, ¿sabemos que el enemigo nos está atacando?, ¿somos conscientes de la batalla en la que nos encontramos y de nuestro papel y propósito en ella?. ¿Cómo podemos ver el reino de Adonai manifestado en la tierra así como en el cielo si no somos conscientes de nuestra completa identidad en Yeshua e ignoramos por qué estamos aquí?. La iglesia (kehilah) de los Hechos es un buen referente de lo que se supone debería de estar pasando en medio de los hijos e hijas del Altísimo. Es hora de levantarnos ser como los gaditas. es tiempo que el Cuerpo del Mesías suelte el rugido del León de Judá que está en nosotros y nosotros en Él. El último día de este mes será Yom Teruá, la Fiesta de las Trompetas, un recordatorio del inevitable regreso de Yeshua. Es tradición en cada día de Elul se toque el shofar. Este es un recordatorio para todos los creyentes en Yeshua de que Él vendrá pronto, a su vez también es una aterradora declaración profética para el reino de las tinieblas, porque su tiempo se está ACABANDO. Números 10:9 nos dice: “Y cuando saliereis a la guerra en vuestra tierra contra el enemigo que os molestare, tocaréis alarma con las trompetas; y seréis recordados por Adonai vuestro Dios, y seréis salvos de vuestros enemigos.” Números 10:10 continúa diciéndonos que también toquemos las trompetas con alegría, en las fiestas señaladas y en el primer día del mes. Si tienes un shofar entonces recuerda, sóplalo todos los dias, no por tradición, sino para vivir como si Yeshua volviera mañana y para recordarle al enemigo que están invadiendo la tierra de Adonai y que no tienen derecho a tomarla ni venderla. Si no tienes un shofar, Dios te dio una voz lo suficientemente fuerte para rugir.

BETULA

Betulah es la palabra hebrea para "Virgen". Es la constelación visible sobre Israel durante este mes bíblico y parte de la comprensión del tiempo y la estación señalada. Esto NO es astrología, las estrellas NO deben ser adoradas, solo YHWH el Creador de los cielos y la tierra. Aclaramos que esto definitivamente no es el horóscopo ya que ellos son una herramienta retorcida del enemigo con el propósito tergiversar la función de la creación de YHWH. Por ejemplo, los magos del oriente (conocidos como "reyes magos") no estaban al tanto de las constelaciones para adorarlas, solo las miraban para conocer los tiempos y las estaciones, utilizando esa información para encontrar a Yeshua el Mesías y adorarlo, no las estrellas. Nuestro objetivo es hacer lo mismo aquí, glorificar a Adonai y equiparnos para este Mes Bíblico.

Curiosamente, las letras de Elul forman el acrónimo de las palabras: “Ani le‑dodi ve‑dodi li“Yo soy de mi amado y mi amado es mío” (Cantar de los Cantares 6:3). Esto se relaciona con la constelación Betulah (la virgen). El enfoque de este mes es muy claro, para estar preparada como la Novia de Yeshua antes de entrar en Sukkot (La Fiesta de los Tabernáculos). Todo ello es un presagio de la venida de Yeshua y de cómo él vendrá a buscar a su novia. Cuando pensamos en la virgen de las Escrituras, inmediatamente viene a nuestra mente María, la madre de Yeshua, pero rara vez pensamos en su respuesta. Cuando el ángel Gabriel la visitó y le dio la gran noticia, ella respondió de forma diferente a Zacarías. Recordemos, Gabriel le dijo Zacarías que su esposa Elisabet (a la que ya se le habían pasado los años de fertilidad), pariente de María, daría a luz a Juan el Bautista. Si quieres responder correctamente a una Palabra de YHWH no sigáis el ejemplo de Zacarías. Probablemente nosotros esperaríamos que él hubiera sabido exactamente cómo responder a Dios, ya que era un sacerdote que oficiaba en el Templo y que fue elegido para entrar al Lugar Santísimo en Yom Kippur. De repente, Gabriel aparece de la nada, ¡puf!, a la derecha del altar del incienso (Lucas 1:11). Gabriel lo calma y profetiza que Isabel quedará embarazada y le dice en detalle quién será su hijo y qué hará. ¿Cómo responderías?, imagina, un ángel viene a ti y te dice que tu oración ha sido escuchada y que Dios te dice que hará aquello imposible. Quizás un "Aleluya", o un "gracias Abba" sería lo adecuado a decir. Pero Zacarías estaba parado en el altar del incienso con un ángel frente a él, aparecido de la nada y no cree su mensaje. Gabriel entonces enmudece a Zacarías durante todo el embarazo de Elisabet porque dudó (Lucas 1:1-24).

Por otro lado tenemos el ejemplo de María que durante el sexto mes del embarazo de Elisabet (Lucas 1:26-38), estaba teniendo un día normal, en un lugar no muy especial, estaba ocupaba en sus asuntos y cuando Gabriel aparece de "forma no tan especial", es decir, con apariencia de hombre (lo sabemos por la respuesta inicial de ella). “Y entrando el ángel en donde ella estaba, dijo: ¡Salve, muy favorecida! El Señor es contigo; bendita tú entre las mujeres. Mas ella, cuando le vio, se turbó por sus palabras, y pensaba qué salutación sería esta.". Básicamente, aparece un tipo al azar y crea un momento incómodo. Gabriel continúa diciéndole la cosa más ridícula e inverosímil: vas a dar a luz al Salvador del mundo y el Espíritu Santo (Dios) va a ser el Padre. ¿Cómo responderías?. La respuesta de Maria fue perfecta, “He aquí, yo soy la sierva de Adonai; hágase en mí según tu palabra. Y el ángel la dejó” (Lucas 1:26-38). ¿Crees que había una razón de peso por la cual el Anciano de días eligió a María para desarrollar una de las tareas más importantes de toda la historia?. Claramente, estaba dispuesta, no solo mientras estaba en la sinagoga donde todos ponen su mejor cara, sino también en un momento y lugar inesperados para recibir uno de los mejores mensajes jamás dado por un ángel a un ser humano. Así regresará Yeshua, y debemos estar preparados. Ya sabemos que Él viene y tenemos a Adonai para guiarnos y enseñarnos a través de Su Palabra. Todo este tiempo es para estar con Él en el Lugar Santísimo a través de la sangre de Yeshua. ¿Cómo le responderás?

EL LLAMADO

Mientras tocamos la trompeta diariamente durante durante el mes de Elul, escuchamos la llamada que dice: “¡Abran paso al Rey!”. Somos llamados a hacer teshuvá y a alumbrar con nuestra la luz hacia nuestro ser interior para que podamos ser la luz que brilla en un mundo de oscuridad. Haciendo que las cosas pecaminosas secretas sean desarraigadas y traídas a la luz. Es hora de enfocarse en reconstruir la casa de Adonai tanto en lo personal como cuerpo de Yeshua. Durante estos tiempos turbulentos, enfoquémonos en Elohim, ante todo sabiendo que Él provee de todo lo que necesitamos cuando nuestra prioridad es nuestra relación con Él. Un gran seísmo viene a la tierra, pero ¿Quién es nuestro Proveedor, nuestra Esperanza y nuestra Torre Fuerte?. Miramos a Yeshua, no a las circunstancias y buscamos primero el Reino de Abba y su justicia. Mientras reconstruimos la casa correcta también miremos el perímetro, reparemos cualquier brecha que pueda haber en nuestras paredes, con espada y martillo en mano.

Recordemos que somos los guerreros del león de judá, preparados para enfrentar y derrotar al reino caído de las tinieblas, y en su momento nuestros nuestro semblante será como el de los leones, causando desesperanza y miedo dentro de las tropas de nuestros enemigos. Somos la Novia de Yeshua y como María (la Madre de Yeshua) nuestra respuesta al llamado de YHWH sobre nuestras vidas ha se ser: “He aquí, soy sierva de Adonai; hágase en mí según tu palabra”. ¡Esta debe ser la respuesta del Cuerpo global del Mesías!. Que los cielos se estremezcan a los toques del shofar alrededor del mundo y regresen a Jerusalén. Veremos a los enemigos de YHWH tratando de correr porque su tiempo acabó y no tienen dónde esconderse. Levántate, novia victoriosa, prepárate y estate lista, el Rey viene pronto!


Comenta y danos tu opinión

Todos los derechos reservados

es_ESES